viernes, 8 de febrero de 2013

Perder dinero

Una de las últimas frases que le hemos escuchado a Mariano Rajoy es que él pierde dinero en esto de la política. A rebufo de esa frase, el flamante jefe de la Oficina de Atención al Alcalde, López Nieto, también se confiesa y dice que pierde dinero aceptando ese cargo. Ayer mismo, el señor Duran Lleida decía que los políticos tenían que cobrar más. Conclusión, la política no deja pasta.

Si nos ponemos demagogos perdidos, podríamos contestar a López Nieto, Duran y Rajoy que prueben a estar en el paro, que eso sí que deja poca pasta, pero no hay que llegar tan lejos. La moda ahora en multitud de empresas, además de despedir gente como si no hubiera un mañana, es aderezar el trabajo con una bajada salarial que, en algunos casos, está en el veinte por ciento e incluso reducir tu jornada a la mitad. Conclusión, el trabajo no deja pasta.

El abogado de Urdangarín, a raíz de la millonaria fianza de ocho kilos a pagar solidariamente con su socio en el caso Noos, se queja de que su defendido puede tener un "empobrecimiento injusto". Conclusión, ser duque de Palma no deja Pasta.

Entonces, si ni la política, ni el trabajo, ni el INEM, ni la realeza dejan pasta ¿Qué deja pasta?

Messi ha firmado su nuevo contrato con el Barcelona. Conclusión, ser el mejor futbolista del mundo deja pasta.

Un afortunado en Málaga, se ha llevado medio kilo de la lotería, no recuerdo si la bonoloto, la euroloto o la vivalamadrequemeparióloto. Conclusión, que te toque la lotería deja pasta.


Una chica brasileña, vendió hace unos meses su virginidad a un japonés por una bonita cifra. Un ruso intentó lo mismo y sacó dos mil euros. Conclusión, vender la virginidad, en ocasiones, deja pasta.

En resumen, si no eres Messi, el de la lotería o una virgen brasileña con un curioso espíritu emprendedor, lo normal es que, con lo que estés haciendo, pierdas pasta.

Así que sería inteligente que el señor Rajoy, el señor Urdangarín o, aquí más cerca, el señor López Nieto, antes de decir que pierden dinero con lo que están haciendo, se lo piensen un poco, porque si hablamos de perder pasta, ellos nos están costando bastante y comprendiendo que todos perdemos pasta, igual esas declaraciones nos tocan un poco las narices.

Otra opción es que dejen de sacrificarse por nosotros y se dediquen a lo que da pasta. Edad para el fútbol no tienen, no creo que ya sean vírgenes así que, en principio, les queda la lotería.

Pregunten a Fabra, a ver si puede enfocarles.